El amor es una guerra

El amor es una guerra, es la batalla que libramos a diario dentro de nosotros mismos, es una forma de combatir nuestro concepto humano de justicia y las maneras de expresar nuestro afecto o cariño, de transformar nuestros sentimientos de competencia, revancha o castigo en perdón y reconciliación, de transformar nuestros impulsos básicos en respeto, admiración y aprecio.

El mundo constantemente nos bombardea con ideas erróneas sobre lo bueno y lo malo, trata de confundirnos, pero debemos luchar en contra de esos pensamientos; si para el mundo ser hombre significa tener relaciones con muchas mujeres, el amor dicta que mi hombría reposa en mantenerme fiel a una sola mujer, protegerla y amarla hasta dar mi vida por ella.

El amor es la guerra entre lo que es verdad y las mentiras del “chanclas”, es una batalla constante por la libertad, el mundo a diario nos vende ideas tergiversadas sobre diferentes valores y virtudes, incluso nos ofrece verdades a medias que no dejan de ser necedades. El amor va en contra de las tendencias y de toda razón, si me pegan en una mejilla debo poner la otra.

Es fácil perdonar a otro cuando el o ella significa algo para mí, pero cuando se trata de un desconocido el asunto se complica; por eso debemos aferrarnos a una idea que simplifique la situación y nos impulse a hacerlo, debemos entonces encontrar la manera de reconocernos en el otro como hermano, dejar de ver nuestras diferencias y pensar en blancos y negros.

Cuando quiero agradar a DIOS y tengo claro que uno de mis propósitos es establecer su reino en mi vida, en mi familia, en mi nación y en el mundo, estoy dispuesto a complacer al REY, por eso mi vida debe estar orientada a satisfacer sus mandatos y deseos, es importante que yo esté dispuesto a ver al soldado del lado como mi aliado en el campo de batalla que es la vida misma.

Porque estrecha es la puerta y angosta la senda que lleva a la vida, y pocos son los que la hallan. Mateo 7:14

Nadie dijo que iba a ser fácil, pero si queremos ganar batallas dentro de nosotros mismos y hacia afuera, debemos estar dispuestos a luchar en contra de muchas mentiras disfrazadas de verdades, sólo debemos tener presente que nuestro modelo de vida es JESÚS, que la verdad ha sido revelada por DIOS a través de su palabra y ella trae libertad a quienes seguimos sus preceptos.

Autor: Mr.Cesos

De vocación escritor, soldado del REINO y a la orden de SU MAJESTAD. En la actualidad sigo al más grande héroe de todos lo tiempos: JESÚS.